A nivel internacional, el auge de la globalización ha permitido introducir, a lo largo de la humanidad, un conjunto de cambios y transformaciones, que ha logrado tocar y llegar de sobremanera a los medios de comunicación, evolucionándolos a través de la implementación y uso de las nuevas tecnologías para la información y la comunicación.  Con base en ello, el periodismo ha venido desarrollando una fuerte reconversión, que lo ha conllevado a transcender fronteras para transmitir su más pura esencia, demostrando que día tras día, los medios radiales, televisivos, de prensa escrita, entre otros, están reinventándose con la tendencia online.

Es importante precisar que el periodismo digital viene gestándose, a nivel mundial, desde hace más de una década, teniendo en cuenta que el panorama de los medios de comunicación frente a este tipo de cambios, empezaba a despertar el crecimiento de una audiencia y difusión considerable, que constantemente iba en ascendencia. Sin embargo, pese a los aspectos positivos que han bordeado todo este epicentro, hay que resaltar que lo negativo se ha hecho presente, gracias a las falsedades que logran construirse mediante la agenda mediática de la manipulación persuasiva para beneficiar y/o afectar los intereses y la buena imagen, no solo de las personas sino también de las empresas del sector público y privado, etc, atropellando la ética del ejercicio profesional.

Pero aun así, es innegable que desde el inicio de este acontecimiento histórico hasta la actualidad, el periodismo digital que se aprecia en el mundo virtual (páginas web y redes sociales), ha logrado ganar un espacio vital e importante, puesto que ha conseguido consolidarse satisfactoriamente como el escenario comunicativo que ostenta referencia propia y goza de una enorme difusión a nivel internacional.

Aquí se sitúan, por ejemplo, a los periódicos y revistas, que luego de diseñar y poner en marcha sobre los cibernautas la edición digital, han propiciado que los lectores migren de un medio a otro, generando interacción con la diversidad de la información que pueden ver, de forma libre, en los distintos portales virtuales. Por consiguiente, el medio digital presenta innumerables ventajas que la hacen potenciales frente a la constitución de su propia esencia.

Alrededor del mundo se ve como la sociedad mundial ha logrado ser absorbida por esta tendencia permanente, ratificando así el giro que representa pasar del periodismo tradicional de papel y tinta a un periodismo digital adaptado, que hora tras hora y segundo a segundo va en continuo cambio a partir de los avances tecnológicos. Asimismo, las herramientas de comunicación y el consumo de información de la audiencia que se presentan, se edifican sobre la base de una medidor que supervisa, analiza y evalúa no solo el nivel de marketing que se consolida con la nueva tendencia sino también del impacto que propenden de las redes sociales, siendo los “me gusta”, trinos” comentarios y seguidores; el ejercicio con el que interactúa el periodista, el consumidor y el medio ambiente.

Un aspecto relevante que vale la pena destacar en este artículo es la evolución del periodismo, que no solamente se ha producido por el cambio de la impresión y la digitalización de información; por el contrario, este va más allá, ya que ha permitido inmediatez, contacto y comunicación en muchísimas personas, incluyendo aquellas que se mueven en diversos círculos sociales, culturales políticos, entre otros, traspasando el ámbito personal e individual para llegar al ámbito empresarial y colectivo, donde la interactividad y el alcance de su radio de acción, permiten generar una alerta sobre cómo se ejerce el periodismo, el perfil del periodista, las fuentes y el modo de escritura entre otros. Aún más cuando el periodismo digital se hace más cercano a la audiencia, a las tecnologías para la información y la comunicación.

Los principales cambios que supone Internet respecto de los medios de comunicación convencionales estriban en la diferente relación que se establece entre el medio de comunicación y su público. Y esta nueva circunstancia se analiza desde dos punto de vista complementarios. En primer lugar, se atenderá a las cifras de audiencia.

Así mismo esta evolución trajo las redes sociales, definidas como una serie de redes de interacción social que nos han permitido inmediatez, contacto y comunicación traspasando el ámbito personal para llegar a ámbito empresarial, donde la interactividad, el alcance y el impacto se está midiendo por “me gusta”, “trinos” o “seguidores”, que en algunos casos el impacto es positivo, pero resulta ser frágil ante la facilidad de acceder y divulgar información confidencial, clasificada y/o que hace parte de alguna reserva sumarial de tipo legal.

 

0 Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *